miércoles, 10 de marzo de 2010

Hombre de circo

Fue un momento incómodo descubrir al dueño del circo en un renuncio y todos los empleados y acróbatas quisieron despedirlo inmediatamente y tenían el poder para hacerlo por contrato, desde cuando se formó el circo. Está en el estatuto que si el dueño cae en desgracia o es encontrado in fraganti en un renuncio, puede ser despedido por el plantel de empleados y acróbatas.

Lo estuvieron pensando en asamblea, y decidieron hacerlo finalmente. Fue unánime. A mi me tocó la tarea de enviar gacetillas de prensa, comunicados a medios gráficos... "El dueño del circo atrapado en un renuncio" publiqué.

Después de las 12 de la noche, el próximo sábado será expulsado del circo utilizando el cañón del hombre bala.


García Be

No hay comentarios:

Publicar un comentario